Los 7 sentidos 2019-08-07T10:08:07+00:00
No vemos las cosas como son, vemos las cosas como somos
-Anaïs Nin-
No vemos las cosas como son, vemos las cosas como somos
-Anaïs Nin-

Te lo has ganado. El país exótico, el resort de lujo, la desconexión y las compras. Templos, playita y un poco de aventura que siempre le viene bien al cuerpo. Unas risas, batallitas para contar a la vuelta… Pero… ¿Y ya? ¿Eso no es lo de siempre? Mereces mucho más. Mereces el Séptimo Sentido.

Desde la propia intención e intuición depende vivir esta aventura a través de todos los sentidos y dar con el sentido del viaje: es una idea que trata de dar sentido a los sentidos.

Te lo has ganado. El país exótico, el resort de lujo, la desconexión y las compras. Templos, playita y un poco de aventura que siempre le viene bien al cuerpo. Unas risas, batallitas para contar a la vuelta… Pero… ¿Y ya? ¿Eso no es lo de siempre? Mereces mucho más. Mereces el Séptimo Sentido.

Desde la propia intención e intuición depende vivir esta aventura a través de todos los sentidos y dar con el sentido del viaje: es una idea que trata de dar sentido a los sentidos.

Dicen que nos entra todo, primero, por la vista. Un destino a primera vista por fuera (paisaje, economía) y por dentro (su espíritu). De todos los sentidos éste (junto al resto) es el que nos hace ser conscientes de tener sensaciones, es decir de tener consciencia.

Todos tenemos una banda sonora particular, con sonidos familiares y voces que podríamos reconocer entre una multitud. Es el sentido que nos pone alerta, o nos apacigua. Es responsable del equilibrio y el vértigo. Todo lo que uno escucha es una parte crucial en la mezcla con el resto de los sentidos. Comprende también el silencio como parte del sonido.

Olor a riesgo y a naturaleza. Olores del país y sus especies. Los recuerdos se construyen con muchas piezas, pero una fundamental siempre es el aroma, que es capaz de transportar a una persona a ese momento. Junto con la respiración una amalgama de diferentes olores penetra en el cuerpo. El olfato es el único sentido que nunca descansa, mientras uno respira, el olfato trabaja y se anuda directamente con la memoria.

¡Qué gustazo! Un gusto conocerte. A parte de las cien mil papilas gustativas que están repartidas entre la lengua, el paladar y la garganta, hay un área en el cerebro encargada de almacenar los recuerdos relacionados con el sabor. Algo tan maravilloso como guardar el gustazo de un país para siempre.

Dicen que lo esencial es invisible a los ojos. La proximidad de la gente y su fe, la huella del pasado en la personalidad del país, la calidez de la cultura. La piel es el mayor de los órganos, nos aisla y proteje del entorno que nos rodea, Sin embargo, pocas veces le damos la oportunidad de ser un verdadero medio de comunicación y de emoción.

Empiezas a intuir que esto se acaba y que de algún modo ha dejado huella mutua. Lo que importa viene por dentro. La habilidad para conocer, comprender o percibir algo de manera clara sin intervención de la razón. Significa también mirar hacia adentro, sólo mirando hacia adentro se puede comprender.

Dicen que nos entra todo, primero, por la vista. Un destino a primera vista por fuera (paisaje, economía) y por dentro (su espíritu). De todos los sentidos éste (junto al resto) es el que nos hace ser conscientes de tener sensaciones, es decir de tener consciencia.

Todos tenemos una banda sonora particular, con sonidos familiares y voces que podríamos reconocer entre una multitud. Es el sentido que nos pone alerta, o nos apacigua. Es responsable del equilibrio y el vértigo. Todo lo que uno escucha es una parte crucial en la mezcla con el resto de los sentidos. Comprende también el silencio como parte del sonido.

Olor a riesgo y a naturaleza. Olores del país y sus especies. Los recuerdos se construyen con muchas piezas, pero una fundamental siempre es el aroma, que es capaz de transportar a una persona a ese momento. Junto con la respiración una amalgama de diferentes olores penetra en el cuerpo. El olfato es el único sentido que nunca descansa, mientras uno respira, el olfato trabaja y se anuda directamente con la memoria.

¡Qué gustazo! Un gusto conocerte. A parte de las cien mil papilas gustativas que están repartidas entre la lengua, el paladar y la garganta, hay un área en el cerebro encargada de almacenar los recuerdos relacionados con el sabor. Algo tan maravilloso como guardar el gustazo de un país para siempre.

Dicen que lo esencial es invisible a los ojos. La proximidad de la gente y su fe, la huella del pasado en la personalidad del país, la calidez de la cultura. La piel es el mayor de los órganos, nos aisla y proteje del entorno que nos rodea, Sin embargo, pocas veces le damos la oportunidad de ser un verdadero medio de comunicación y de emoción.

Empiezas a intuir que esto se acaba y que de algún modo ha dejado huella mutua. Lo que importa viene por dentro. La habilidad para conocer, comprender o percibir algo de manera clara sin intervención de la razón. Significa también mirar hacia adentro, sólo mirando hacia adentro se puede comprender.

El Sentido del Viaje

Tras la experiencia se puede intuir el cambio dentro de uno mismo, una persona puede convertir todas las emociones adquiridas en el viaje en su séptimo sentido. Se entiende a este sentido como una transformación personal sentida desde el alma. Todos los caminos conducen a uno mismo, volver distinto es parte de la aventura.

El Sentido del Viaje

Tras la experiencia se puede intuir el cambio dentro de uno mismo, una persona puede convertir todas las emociones adquiridas en el viaje en su séptimo sentido. Se entiende a este sentido como una transformación personal sentida desde el alma. Todos los caminos conducen a uno mismo, volver distinto es parte de la aventura.